viernes, 14 de septiembre de 2012

* PRINCESAS DE CRISTAL


Hoy quiero estrenar una vida nueva y considero que el mejor modo de comenzarla es rogando vuestro perdón. Mis ojos, anegados por el llanto, pretenden ansiosamente vuestras disculpas y me pregunto si mis lágrimas serán merecedoras de vuestra generosidad. Al fin y al cabo, la palabra perdón no significa nada más allá de las letras que contiene, es como cualquier otra palabra, sin embargo, en sus entrañas alberga un precioso milagro, las semillas del amor. Las heridas son cicatrices abiertas al odio y ésta una de las más graves infecciones del espíritu, pero esas grietas ensangrentadas pueden llegar a cerrarse cuando se acarician con los dedos tibios de la compasión. Cuando recordéis sin rencor todo el daño que os causé, cuando logréis hablarlo sin amargura, cuando podáis caminar sin que os aplaste la dura losa de mis pecados, entonces os reconfortaréis pensando que, al fin, me habéis perdonado. Yo permaneceré sentada en el escalón de nuestra casa a que ese momento llegue, cubierta con el traje de inocencia que estrené cuando todavía era una niña, esperaré a que decidáis salir a la puerta a abrazarme y me dejéis compartir vuestra mesa de nuevo. Cuando ese día llegue, mi corazón se vestirá de fiesta para celebrar el día en que, por fin, yo misma pueda comenzar a perdonarme.

Fragmento de mi novela PRINCESAS DE CRISTAL (todavía en galeras).   

4 comentarios:

  1. Me parece un fragmento precioso. Seguro que la novela completa también lo será. Besos y enhorabuena.

    ResponderEliminar
  2. Muchísimas gracias, amigo. Estarás informado debidamente cuando vea la luz. Besitos

    ResponderEliminar
  3. Este avance es poner la miel en los labios, espero saber cuando se publica.
    Ha sido un placer llegar hasta aquí y la puerta haya sido abierta por una princesa de cristal, te invito a mi lugar y como soy más mundana te ofreceré un trocito de gofioconmiel.
    Saludos desde Tenerife.
    http://gofioconmiel.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  4. Gracias, Gloria. Sabrás cuándo se publica, desde luego. Resta un tiempo aún, ya sabes, las cosas de palacio... Tu blog me ha encantado. Enhorabuena y muchas gracias de nuevo.

    ResponderEliminar