lunes, 28 de mayo de 2012

* A MI MADRE

Mientras los anaranjados destellos de la tarde se apagan, recluyendo sus brasas en los luengos brazos de la noche, se despliega en mi memoria un carnaval de recuerdos en los que siempre aparece tu rostro iluminado. Pienso tanto en ti, madre, y en tanto que añoro otros tiempos en los cuales cobijaba mis temores en tus palabras, rechazo la idea de imaginar mi vida cuando tú ya no estés en ella. Te observo caminar despacio, torpe, y procuro que tú no repares en el caudal de tristeza que me provoca tu decrepitud, anegando, a la postre, mi saliva de amargo salitre. Me hubiera gustado una existencia mejor para ti, en la que tus manos no se hubieran visto obligadas a dedicar tanto tiempo al trabajo y tu cuerpo se hubiera divertido más; una vida en la que poder tornar todas y cada una de tus muchas lágrimas en un collar de perlas blanquísimas para tu cuello de cisne. Pequeñita y tierna, dulce y jacarandosa, generosa y compasiva, daría todo cuanto poseo por volver por un segundo a tu regazo y que tú me acunaras despacio, igual que cuando todavía era una niña, igual que también yo acuné a mis hijas, pensando en ti. 
La madrugada ya ha inundado de negrura todos los espacios de mis pensamientos, pero al final de este túnel de oscuridad sé que siempre me esperarás tú, con la diáfana blancura que tu cuerpo emana, para protegerme y acariciarme, para ayudarme a recobrar la lucidez frente a los restos de tantos naufragios. El mejor momento de mi vida fue el día en que nací de ti y estoy completamente segura de que lo peor vendrá cuando el discurrir de mi navío se vea obligado a abandonar tu sombra, dejándola varada en los acantilados de otras playas lejanas; entonces vendrá lo peor, cuando no pudiendo estrecharte contra mi pecho, deba conformarme con los abrazos que aún logro darte hoy. Te quiero, madre, gracias por haberme dado la vida. 
             

lunes, 14 de mayo de 2012

* ESPAÑA ¿PAÍS DEL DESPILFARRO?

El país que ignora y menosprecia la formación de sus ciudadanos está condenado al subdesarrollo. El castillo de naipes se derrumba irremisiblemente y nuestros jóvenes estarán aquí para contemplar estupefactos la sociedad que les hemos dado en herencia.
De pequeña, recuerdo dos cosas que me impactaron de forma brutal. La primera, una película del oeste en la que, cuando los amantes iban a tomar posesión el uno de la otra y viceversa, de repente, se produjo un corte radical de la escena. Entonces, todo el público comenzó a chiflar sin contemplaciones, mientras mi padre me explicaba: "Han quitado un trozo de la película", "¿Por qué, papá?", "Se ha roto". Con el tiempo supe que aquel destrozo se llamaba censura. 
La segunda cosa fue un anuncio en televisión que invitaba a la conservación de mares, campos, animales..., para bien de nuestros sucesores, "¿Qué tierra queremos dejar en herencia a nuestros hijos?" acababa preguntándonos el publicista. A mí me parecía atroz que algún día un niño no llegara a saber cómo habían sido en su momento los árboles. El jueves pasado, un compañero de profesión que, en su caso, imparte clases en primaria me contaba cómo los niños de hoy pintan los pollitos sin plumas, dorados al horno y echando humo.
¿Quién va a ir a la universidad mañana, cuando comprueben que los ingenieros están sirviendo calamares a la romana en un restaurante durante más de 10 horas? No, si yo lo entiendo: hay que ganarse la vida, no es deshonrado, en absoluto, la profesión de camarero, es una tarea muy honorable... Precisamente era la profesión con la que mi propio padre me sustentaba. Tampoco tengo postura contraria a que la gente aprenda a ganarse la vida, vaya por delante la humildad siempre, como base fundamental de la educación. Conocer el valor que tiene sudar el dinero por uno mismo es una enseñanza de valor inapreciable. Lo que me hiere profundamente es que sea un ingeniero, un arquitecto, un economista... Una vez más, la España del despilfarro... ¿Se avecina un planeta sin árboles? 
Para colmo hoy cumplo 49, y no es que me moleste cumplir años, es que 49 no es un número interesante que me diga nada. Además, si los sumas entre sí, dan como resultado 13. ¡Qué mala pata!  

            

martes, 8 de mayo de 2012

* PENDIENTES DE LA REINA

El día 8 de mayo recoge un gran volumen de sucesos dignos de ser recordados a lo largo de nuestra historia, la de la humanidad. Por ejemplo, en 1254 el rey sabio Alfonso X funda la Universidad de Salamanca; en 1886 Pemberton inventa la coca cola; la Paramount Pictures es fundada en EEUU en 1914; las Cortes Constitucionales españolas reconocen por vez primera a las mujeres como elegibles en 1931; en 1967 muhammad Ali pierde su título de campeón mundial por negarse a prestar el servicio militar y Orbiter 4 alcanza la órbita de la Luna; los Beatles sacan al mercado Let it be en 1970 y la OMS declara un 8 de mayo de 1980 que la viruela ha sido, por fin, erradicada de la faz del planeta. Mundialmente hoy se celebra el día de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, no obstante, lo que más me conmueve es cuando, recordando la muerte, viene a mi memoria que el país más afectado de la tierra fue URSS con alrededor de 30 millones de fallecidos, seguido de China con unos 20. Eran las bajas oficiales que cerraban las cifras de la 2ª Guerra Mundial, con un total de entre 60 y 70 millones de asesinados. 
Tal día como hoy, de 1945 la Alemania nazi firmaba la rendición incondicional y se daba por finalizada tal atrocidad en nombre de la paz, de la vida y de la coexistencia humana.